El diagnóstico psicológico/psiquiátrico en los medios de comunicación.

Las recientes apariciones de psicólogos y psiquiatras en los medios de comunicación social (escrita, TV, radial) a propósito de casos de estafas piramidales masivas o de llamativos delitos de sangre, en los cuales se les solicita emitir una opinión profesional sobre el perfil o la personalidad de quienes han desplegado dichas conductas, debiera poner en alerta a las agrupaciones gremiales y colegios profesionales respecto de los riesgos que ello conlleva. Si bien hoy en día se han levantado algunas voces de forma aislada y personal, resulta más que necesario que sea la comunidad profesional la que reaccione y marque claramente cuales son los límites disciplinares de dichas actuaciones, advirtiendo de la necesaria prudencia, ponderación y autolimitaciones que deben imponerse a la emisión publica de diagnósticos sobre personas, que en estos casos se ve agravada por el hecho de que dichos profesionales diagnostican a sujetos que ni siquiera han evaluado personalmente, lo hacen en base a elementos parciales de sus historias o conductas aisladas, y dicha conclusión profesional se aleja demasiado del fin último del diagnóstico psicológico que debiera ser la orientación de una toma de decisiones que apunten al bienestar de los involucrados, siempre basado en el irrestricto respecto de los derechos humanos y de las orientaciones que los códigos de ética disciplinares señalan como conducta a seguir.

Ps. Francisco Maffioletti

A modos de ejemplo de aquellos múltiples riesgos a los que el profesional se expone a si mismo, a su disciplina y a quienes diagnostica públicamente, les dejo un articulo publicado en http://www.psiquiatria.com/

—————————————————– o —————————————————————-

Los medios de comunicación favorecen el estigma de las enfermedades mentales al vincularlas a crímenes y violencia, según un estudio.

Los medios de comunicación favorecen el estigma de las enfermedades mentales al vincularlas a crímenes y violencia, según un estudio que publicará la revista científica «Journal of Health Communication» y que han avanzado sus autores.

El estudio lo ha elaborado el Grupo de Investigación en Salud Mental y la atención primaria del Camp de Tarragona del IDIAP Jordi Gol, elaborado en base al análisis de cerca de 700 textos periodísticos aparecidos en prensa escrita durante el año 2010.

El estudio pone de manifiesto que más de la mitad de las noticias que se refieren a la enfermedad mental la vinculan a crímenes o delitos violentos, pese a que los datos epidemiológicos señalan que las personas con enfermedad mental son más frecuentemente víctimas.

También se han identificado noticias que enfatizan las posibilidades de recuperarse de una enfermedad mental, cuya difusión ayuda a contrarrestar el estigma.
El doctor Enrique Aragonés, coordinador del grupo investigador, concluye que abundan «las noticias que presentan al individuo con enfermedad mental como peligroso, violento o imprevisible» y en cambio, escasean «las que lo presentan como una persona capacitada, productiva y útil».

Aragonés destaca que «en casi la mitad de las veces que aparecen términos clínicos psiquiátricos, estos se utilizan como calificativos peyorativos, por ejemplo esquizofrénico por incoherente o impredecible, o paranoico por desconfiado».

El estudio también ha analizado el lenguaje y el estilo periodístico y se han identificado formas inapropiadas para referirse a la enfermedad mental, como son la utilización de términos ofensivos o anticuados como «perturbado», «loco», «manicomio» o «encerrado».

También se ha observado un uso inapropiado de la enfermedad mental en determinadas imágenes gráficas, como las que transmiten aislamiento social o improductividad.
No obstante, se han identificado noticias que denuncian la exclusión social o la insuficiencia de recursos sociales y sanitarios que «enfatizan las posibilidades de recuperarse de la enfermedad mental y de volver a controlar la propia vida», según Aragonés.

Los autores del estudio apelan a la responsabilidad social de los medios de comunicación, que » pueden tratarlos apropiadamente, sin exageraciones, sin atribuir de manera automática cualquier conducta violenta inexplicable a la enfermedad mental».

La Fundación Jordi Gol i Gurina fue creada en 1996 por el Instituto Catalán de la Salud para promover y gestionar la innovación, la formación, la docencia y la investigación clínica, epidemiológica y en servicios de la salud en el ámbito de la atención primaria.

FUENTE: http://www.psiquiatria.com/psiq_general_y_otras_areas/los-medios-de-comunicacion-favorecen-el-estigma-de-las-enfermedades-mentales-al-vincularlas-a-crimenes-y-violencia-segun-un-estudio/#

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *